Qué son los contratos inteligentes y cómo facilitan nuestras vidas

April 17, 2019

 

Para asegurar sus transacciones, las empresas comúnmente utilizan contratos que son celebrados por dos o más partes, en donde se hacen poseedoras tanto de derechos como obligaciones. Pero generar contratos no es nada sencillo y mucho menos baratos, hasta ahora.

 

A través de blockchain se está buscando la manera de revolucionar la forma en cómo creamos, firmamos y cumplimos con los contratos. Combinando esta tecnología con los contratos, se busca desarrollar una solución más rápida, segura y sobre todo más barata que el sistema tradicional para celebrar contratos.

 

Qué es un contrato inteligente

 

Para poder entender qué es un contrato inteligente y cómo funcionan, primeramente, necesitamos explicar que es un contrato. Un contrato es un documento que es celebrado por dos o más partes, en donde se requerirá de un abogado o algún notario para firmar el documento, lo que significa un gasto extra para todos aquellos que necesiten lo necesiten.

 

Un contrato inteligente cumple las mismas funciones que un contrato normal, sin embargo, es creado de una manera totalmente diferente. Gracias a la tecnología blockchain, se logra eliminar al intermediario haciendo más barato y sobre todo más seguro la creación de los contratos.

 

Blockchain corre un código de computadora junto a un conjunto de reglas que han sido definidas por las partes involucradas, una vez llegado a un acuerdo, se genera y celebra el contrato inteligente. El código del contrato permitirá facilitar el proceso y a su vez

verificar y hacer cumplir los acuerdos de la negociación.

 

Principales beneficios

 

Las ventajas de celebrar contratos inteligentes en vez de un contrato común y corriente han atraído la atención de muchas empresas. Uno de los principales beneficios es la eliminación de burocracia y altos costos/tiempos del proceso.

 

Con blockchain siendo aplicado a los contratos, podemos deshacernos de los intermediarios que prestan algún bien o servicio y solamente los encarecen. Por ejemplo, imagina que deseas comprar un auto usado, pero la manera segura de hacerlo es por medio de un concesionario o agencia de autos. Tanto el comprador como el vendedor estarían perdiendo dinero, el comprador estaría pagando el costo extra de poseer un intermediario, y el vendedor estaría perdiendo valor de su vehículo porque el intermediario cobra una cuota. Con los contratos inteligentes, ya no se necesitaría de un intermediario para ser acreedores de la compra/venta, así como de sus obligaciones.

 

Una breve historia de los contratos inteligentes

 

La idea original de un contrato que se valga por su propia cuenta sin necesidad de un tercero no es algo nuevo. Durante 1994, Nick Szabo, criptógrafo y erudito legal, se percató que un libro de contabilidad descentralizado podría ser usado para los contratos inteligentes.

 

En este formato, los contratos podrían convertirse en código de computadora, almacenarse y replicarse en el sistema y ser supervisados por la red de computadoras que ejecutan la cadena de bloques. Esto también resultaría en una retroalimentación del libro mayor, como transferir dinero y recibir el producto o servicio.

 

Todo esto lo hizo público al mencionar el término en un documento en 1995. Pero fue hasta 1997 cuando decidió crear un documento más detallado explicando de forma minuciosa los contratos inteligentes.

 

Pero no fue sino hasta 2009 los contratos inteligentes por fin serian una realidad, todo esto gracias a blockchain y la tecnología de ese entonces.

 

Los contratos inteligentes, hoy

 

Aunque todavía falta un largo camino por recorrer para ver los contratos inteligentes siendo aplicados con más naturalidad, lo cierto es que ya podemos encontrarlos entre nosotros. El mejor ejemplo de esto es en las transacciones Bitcoin, las cuales son realizadas por medio de este tipo de contratos.

 

Poco a poco, vemos nuevas implementaciones de los contratos inteligentes, un ejemplo de esto es como Trust & Clearing Corp. Utilizó blockchain para procesar más de 1.5 billones de dólares en valores por medio de 345 millones de transacciones.

Otro ejemplo es como Barclays Corporate Bank utiliza contratos inteligentes para registrar el cambio de propiedad y transferir automáticamente los pagos a otras instituciones financieras a su llegada.

 

Los beneficios de los contratos inteligentes son bastos y muy importantes para los negocios. Tal vez tome un tiempo hasta que se vuelva una tecnología disponible para la persona común, pero para las grandes corporaciones, su aplicación en el día a día trae beneficios que no se pueden ignorar y mucho menos esperar a ser aplicados en sus operaciones.

 

Please reload

Featured Posts

XCELENT Award

November 29, 2015

1/1
Please reload

Recent Posts

September 27, 2019

Please reload

Archive